Nuevos dispositivos para evitar goteras en los techos

0

A base de plásticos, siliconas y otros polímeros, productos que resuelven el sellado de los pases de cañerías y conductos en cubiertas de chapa o teja.

El nuevo sistema de unión para canaletas sin soldaduras.

Calentamiento global mediante, la frecuencia y el caudal de las lluvias ha aumentado considerablemente. Y con ellos, las filtraciones y goteras. Juntas, interferencias, uniones y pases para ventilaciones, cañerías o chimeneas son los puntos débiles de las cubiertas de teja y chapa, y los primeros a los que hay que prestar atención para resolver su estanqueidad.

Afortunadamente, existen en el mercado sellos de plástico o siliconas para todo tipo de techos, que toleran altas temperaturas y mantienen su flexibilidad a pesar de la incidencia continua de los rayos UV. En general, las empresas que los comercializan ofrecen garantías de hasta 20 años.

Para los techos de teja, debido a su variedad, hay sellos especiales para cada tipo de pieza. El universal combina un sello fijado a una base de aluminio que no se corroe ni se mancha debido a su altísimo porcentaje de pureza (99,9%), es muy maleable y se adapta a todos los modelos de teja. En el mercado también es posible encontrar otro sello universal, pero de plomo, recubierto en acrílico de color símil teja.

Otra de las opciones es un cono flexible fijado a una base de malla de aluminio recubierta de EPDM (un tipo de polímero). El diseño de este sello le permite atravesar tejados con conductos y cañerías y su base es autoadhesiva, termosoldable y termoformable.

En todos los casos, estos sellos se pueden pintar con cualquier tipo de pintura acrílica.

En cuanto a los techos de chapa, las canaletas suelen soldarse en tramos de canalón y es fundamental que las uniones, además, estén remachadas y selladas con masilla de poliuretano. Para los que quieren evitar la soldadura, la firma Aurelio Gundin presentó este año un sistema de unión de canaletas con o´ring de EPDM, que se completa con un juego de tapas doble embutido para los extremos de la canaleta y una pieza intermedia de descarga con boquilla estampada que se puede colocar en distintos lugares del desagüe.

Compuesta por una banda también de EPDM, una babeta flexible, que se expande hasta un 25 % de su longitud, se utiliza para resolver encuentros entre superficies curvas, tragaluces, conductos de grandes dimensiones y encuentros angulares.

Para los ductos de este tipo de cubiertas, la empresa Deks, de origen australiano y más de un siglo de experiencia en accesorios de sellado, ofrece, entre otros accesorios, un sello hermético, de forma cónica, que sirve para resolver el pase de cañerías y ventilaciones de sección circular de distintos diámetros. Su flexibilidad le permite adaptarse a las ondulaciones de la chapa y en la unión posee una pestaña de aluminio reforzado. Se mantiene inalterable a temperaturas constantes de hasta 115 °C y, en el caso de requerir una tolerancia aún mayor, existe una versión de silicona que puede soportar hasta 200 °C.

Si las condiciones son todavía más extremas, los especialistas recomiendan optar por un cono de base cuadrada, con mayor superficie de apoyo, que aporta más resistencia.

Cuando lo que hay que resolver es la hermeticidad de un ventilación o cañería preexistente, la misma marca ofrece un sello con una unión especial antifiltraciones que “abraza” el caño con el cono.

Aunque todavía no muy difundido, también existe, de la misma firma, un accesorio especial para sellar el pase de los caños en circuitos para cubiertas que incluyen paneles solares. Se trata de piezas con una base adherida a un sello de plástico o silicona que abraza al caño y se adapta a distintos diámetros.

Compartir.

Acerca del Autor

REPLUS® ARGENTINA

REPLUS® Servicios Inmobiliarios Agentes Profesionales. Resultados Máximos.®

Dejar una respuesta